nov 11 2012

Rashomon y otros cuentos

Artículo escrito por: Augusto Prieto

Ryunosuke Akutagawa fue un destacado escritor japonés, especialmente activo en el periodo Taisho -tres lustros liberales a partir de 1912- previo a la occidentalización y el nacionalismo, que encuadran su escritura en lo moderno, pero apegada a ciertos moldes clásicos, como son el influjo de la naturaleza, el paso de las generaciones, lo mudable de los seres y de las cosas, la empatía con el otro, y la parábola budista.
Rashomon es una de las puertas de Kyoto, en lo literario está abierta hacia una decisión inevitable: la supervivencia en los tiempos de crisis. Su protagonista busca el pretexto moral que todos precisamos para actuar mal, libres de remordimiento.
En un bosquecillo, en torno a un cadáver, confluyen diferentes puntos de vista que van modificando el sentido de una historia.
Con la estructura de bambú de estos dos cuentos –firme, pero flexible y sutil- construyó una película decisiva el director Akira Kurosawa.
Destaca en otros relatos, como tema recurrente, la consecuencia de las plegarias atendidas; también se ve la influencia didáctica y moral de las filosofías orientales que profundizan en la compasión, en el conocimiento de uno mismo y la aceptación –propia y ajena-.
Es poética y hermosa la idea de un amor reencarnado que hay en La fe de Wei Shêng, inspirado en las vidas de los inmortales taoístas.
Sin embargo El mártir viene de diferente tradición religiosa, la cristiana, que se acumula a las otras en lo filosófico, y que es por ello curioso e interesante.
El dragón juega con la casualidad cuando algo fantástico e improbable se torna imprevisiblemente real.
Los cuentos de Akutagawa están basados en la idea y en el resorte ético, son de estructura sencilla pero eficaz, construidos con elegancia formal, según deducimos de la traducción; breves todos, pero con sentidos ocultos, como si fueran poemas.
Hermosos.

Calificación: Excelentes.
Tipo de lector: Cualquiera.
Tipo de lectura: Amena y filosófica.
Argumentos: Variados.
Personajes: En busca de sí mismos.
¿Dónde puede leerse?: En un jardín japonés.
¿Dónde encontrarlo?: Pídelo en tu librería habitual o en www.libreriamendez.net


abr 16 2010

Rashómon y Otros Cuentos

Artículo escrito por: Gabriel Ramírez Lozano

Ryúnosuke Akutagawa nació y murió en Tokio. Enfermizo de niño, deseaba no terminar enloqueciendo como su madre. Terminó suicidándose.

Su obra es muy extensa si tenemos en cuenta que murió joven y entre las obras que nos dejó está el libro de cuentos al que da nombre uno de los más célebres: Rashómon. Se trata de una recopilación de relatos históricos escritos, todos ellos, con una técnica envidiable y una profundidad simbólica fuera de lo normal. Por ejemplo, el relato titulado En el Bosquecillo, nos lleva a observar el punto de vista literario en estado puro. Y lo hace construyendo una trama que, mal interpretada, puede convertir esa lectura en un galimatías sin solución cuando, en realidad, la tenemos al alcance de una primera mirada.

La cultura oriental, tan lejana casi siempre por nuestra ignorancia, llega en forma de narraciones llenas de sufrimiento, de violencia y de personajes viviendo un futuro incierto. Pero, a la vez, alumbrada por una forma de existir que se agarra al interior de cada individuo. Es eso y no el entorno lo que, finalmente, logra cualquier meta.

El libro de relatos de Akutagawa es una maravilla.

Calificación: Muy bueno.
Tipo de lector: Cualquiera aunque conviene que no sea el primer libro leído por nadie.
Tipo de lectura: Exigente aunque muy amable.
Cualquiera de los relatos engancha desde el principio.
Páginas justas. Ni sobran ni faltan
Personajes: Muy bien dibujados, pero piden ser entendidos en su entorno.
¿Dónde puede leerse?: Cualquier sitio.


mark knopflerShe`s Gone