jul 5 2012

No te olvides de recordar

Artículo escrito por: Gabriel Ramírez Lozano

Querer entender el mundo desde lo enorme es una opción. Querer entenderlo desde lo particular, desde la miniatura, es otra. ¿Qué es mejor? La respuesta tiene que ver con el talento del que muestra. Y en el caso de Peter Kuper esta se acerca a la alternativa de lo personal, de lo íntimo, de lo bueno convertido en grandioso.
Kuper es un dibujante magnífico y un narrador con oficio y duende. Desde sus propias experiencias nos cuenta una época de la historia norteamericana y fija las bases de lo que puede llegar a ser, del camino que seguimos transitando muchos.
El dibujo es la palanca que mueve el mundo de Kuper en No te olvides de recordar (título que nos hace pensar en una famosísima frase del guión de la película Memento). Aunque es la trama de esta novela gráfica lo que aporta el combustible suficiente para que la maquinaria funcione al 100 %.
Se mezclan recuerdos, ideas abandonadas, el mundo editorial, la relación de pareja, la paternidad, desafecciones ideológicas, obsesiones y amistad. Se mezclan para que el resultado sea atractivo, divertido y, ciertamente, profundo.
Peter Kuper es un autor de novela gráfica de primera categoría y cualquier aficionado al cómic debe asomarse a sus viñetas para saber cómo está la cosa en EEUU y su posible evolución.
Utiliza el blanco y negro para representar el tiempo actual y un tono rojizo cuando quiere recordar o imaginar (en esta obra);  lo que ayuda al lector a seguir  un ritmo narrativo  que impone el autor, no difícil, aunque sí exigente. El trazo, aunque lo modifica en ocasiones dependiendo de lo que cuenta, es cuidado y detallista. Todo se encuadra en un diseño de página que recuerda al resto de su obra.

Calificación: Muy bueno.
Tipo de lector: Adultos.
Tipo de lectura: Muy divertida.
Argumento: Se llega a un lugar porque el camino lleva hasta allí.
Personajes: Muy bien perfilados.
¿Dónde puede leerse?: En Central Park.
¿Dónde puede comprarse?: En tu librería habitual. No olvides que en las bibliotecas públicas se puede encontrar.


jun 25 2012

La metamorfosis (adaptación de Peter Kuper)

Artículo escrito por: Gabriel Ramírez Lozano

La metamorfosis es uno de los libros más trágicos y, a la vez, divertido de la historia de la literatura. Está lleno de símbolos que el lector debe interpretar para saber lo que tiene entre manos. Un trasfondo religioso, la importancia del número tres, la figura paternal o el punto de vista ácido del autor, son aspectos fundamentales para entender la obra. Kafka consiguió con este libro ingresar en el universo literario como un genio de la escritura.
Peter Kuper, excelente autor de cómics, adaptó la obra de Kafka en el año 2003. Si bien es verdad que no busca en las profundidades de la novela, logra un trabajo visual preciso y muy en el tono de lo que cabía esperar. Esta adaptación es una especie de espejo en el que podemos observar un reflejo bastante exacto. Lo hace Kuper con un trazo al que nos tiene acostumbrados, un diseño de página creativo y riguroso con el ritmo narrativo o el estado en el que se encuentra el personaje, con una fuerza expresiva que arrastra al lector hasta donde debe estar para interpretar lo que se le dice. Eso sí, el trabajo de Kuper es extremadamente literario, está excesivamente arrimado a la obra original, para ser un cómic.
Esto, en sí, no es malo ni bueno, pero al conocedor de la obra de La metamorfosis le puede ocurrir que no encuentre nada nuevo en la adaptación, y sobre todo, una obligación a fijar una imagen (la de Gregorio Samsa) que Kafka evitó.
Por supuesto, no hay una sola gota de color en todo el cómic. Blanco y negro casi agotador.
En definitiva, una buena adaptación que servirá a unos y a otros no. Pero a tener en cuenta por su calidad de su propuesta visual.

Calificación: Buena.
Tipo de lectura: Amena. Agobiante a veces.
Tipo de lector: Cualquiera.
Personajes: Son los de Kafka y eso significa que son perfectos.
Argumento: Para ser persona hay que buscar sin parar.
¿Dónde puede leerse?: En Praga, of course.
¿Dónde puede comprarse?: En tu librería habitual. Las bibliotecas públicas son una excelente opción para poder leer esta y muchas más obras de todo tipo.


abr 23 2012

La jungla

Artículo escrito por: Gabriel Ramírez Lozano

La jungla es una adaptación al cómic de la obra homónima de Upton Sinclair. El encargado de realizar este trabajo ha sido Peter Kuper que consigue unos textos sencillos y precisos que son fieles al sentido del texto original. Y los acompaña de unos dibujos descarnados, duros y, a la vez, expresión clara de lo que el relato dice. Dibujos muy característicos de este autor.
Jurgis Rudkus es un inmigrante que busca la oportunidad en el país que promete tener opciones a todo el que se deja caer por allí. Estados Unidos es el escenario. Deja atrás un mundo que con el tiempo le parecerá idílico. El campo, los animales vivos, las casas convertidas en hogares. Se encuentra con hormigón, trabajos precarios, injusticia social y pobreza. Por supuesto, los animales con los que tiene contacto están muertos. Trabajará envasando carne de todo tipo. Incluida la putrefacta. La industria capitalista lo devora todo. A él, a su familia. Lo único que queda a salvo es la idea de salir adelante sea al precio que sea.
La novela de Sinclair se integra claramente en lo que se conoce como socialismo literario de principio de siglo. Y este cómic se asienta con solidez en ese mismo territorio un siglo después. Las ideas que podrían haber pasado a ser anacrónicas se alzan modernas, actuales.
El cómic es duro, tanto en su concepto como en su trazo. A pesar de la amplia gama de colores, cada viñeta se muestra lúgubre, extravagantemente dolorosa. Contrastes de colores, de muertes, de ideas, de miserias.
Este es un cómic atractivo que nos trae de regreso los problemas de un tiempo histórico que podría ser muy parecido al que vivimos hoy. Es un cómic más que recomendable.

Calificación: Muy bueno.
Tipo de lectura: Inquietante, impactante.
Tipo de lector: Amante del cómic.
Argumento: El trabajador siempre tiene las de perder en la sociedad capitalista.
¿Dónde puede leerse?: Lejos de una industria cárnica.
¿Dónde puede comprarse?: En tu librería habitual.