may 4 2010

Beatriz y los Cuerpos Celestes

Artículo escrito por: Gabriel Ramírez Lozano

Esta novela fue Premio Nadal el año 1998. Vergonzoso.

Lucía Etxebarria logró colocar esta novela (reconozco que eso sí tiene un mérito incalculable) llena de personajes estereotipados, de diálogos catastróficos por su contenido, de temas menores sin resolver y de literatura de la mala. Aún no me explico cómo una autora tan, tan, mala, tiene un hueco en las editoriales serias.

Una lesbiana, una mujer que se traga todo aquello que luce pantalones y la tal Beatriz se mueven por el universo (enano) creado por Etxebarria diciendo memez tras memez y llenando de garrapatas un montón de páginas que podría haber escrito cualquier otro mucho mejor y con un mínimo (un poquito sólo) de talento.

Si ya la han leído les recomiendo que hagan una cura de salud mental con cualquier otra novela. Servirían, incluso, los best sellers. Si no lo han hecho ya, ni se les ocurra. Hay miles de libros mejores que este.

Calificación: Horrible.
Tipo de lector: Dios libre a cualquier ser humano de semejante tortura.
Tipo de lectura: Muy aburrida.
Engancha más bien nada.
No le sobra una página. Le sobran todas.
Argumento: Mejor ni lo resumo.
Personajes: Penosos.
¿Dónde puede leerse? No se me ocurre ni un solo lugar en el mundo.


Jamie CullumI Could Have Danced Al


abr 24 2010

La Vida Perra de Juanita Narboni

Artículo escrito por: Augusto Prieto

Novela maldita como su autor. Poco leída y muy desconocida. Es una de las mejores novelas españolas del siglo XX. Por el brillo de una voz única y original en nuestra narrativa, por la recreación de una ciudad que fue muy española que dejó de serlo, Tánger, y sobre todo porque es la única novela en la que se da vida a un español brillante y mestizo con influencias del castellano que hablaban los judíos sefarditas de la ciudad, la Haquitía, perdido para siempre.

Un Tánger proteico y babilónico en palabras de Emilio Sanz de Soto, biógrafo y amigo de Vázquez que compara la  identificación del personaje y la ciudad con el Dublin de Joyce, la Praga de Kafka o el Londres de Virginia Wolf.

A través de la decadencia de un personaje, Juanita Narboni, ensimismada en la revisión de un tiempo que se le escapa de entre las manos, se nos muestra como una metáfora viviente de la decadencia. El libro tiene algunas de las páginas más patéticas pero también de las más hilarantes de toda la literatura española. En cualquier caso un libro único e imprescindible. Construida como un diálogo interior –monodiálogo se le ha llegado a llamar- que preludia la postmodernidad es también una crónica de la época. Ángel Vázquez murió en la miseria en Madrid en 1980, alcoholizado y después de quemar sus obras inéditas. Había publicado La Vida Perra en 1976. Catorce años antes había ganado el premio Planeta por una novela con un título hermosísimo: Se enciende y se apaga una luz. La introducción de la edición de Cátedra de Virginia Trueba es brillante. Recientemente se ha publicado en Francia prologada por Goytisolo.

Calificación: Extraordinaria

Tipo de lector: Cualquiera con sensibilidad.

Tipo de lectura: Sencilla y conmovedora.

Atrapa al lector.

Argumento: Fácil de seguir.

Personajes: Juanita Narboni es uno de los personajes más importantes de la historia de la literatura en español.

¿Dónde puede leerse?: En cualquier sitio. Imprescindible antes de viajar a Tánger.

¿Dónde encontrarlo?: Pídelo en tu librería favorita. Ayúdales a continuar. Es nuestra responsabilidad.


Jamie Cullum and Frank SinatraI thought about you