jul 19 2011

Los justos

Artículo escrito por: Augusto Prieto

Los justos es una de las obras que escribió para el teatro el autor y filósofo francés Albert Camus, que regresa en ella a una serie de temas sobre los que trabajó y que le obsesionaron, a unas reflexiones provocadas por las circunstancias de su infancia, de su juventud, de su lugar de nacimiento, que el escritor repercutiría sobre el mundo de las ideas del siglo XX.
Vuelve en Los justos a darle vueltas a ese poder de decisión que algunos hombres adquieren o pretenden sobre la vida de otros, por la violencia del terror o por el terror social. La pena de muerte, la condena, el asesinato meditado, la justicia con la que las ideologías se justifican para convertirse en razón, sin darse cuenta de que no hay felicidad en el odio.
Pero la vigencia de ésta obra se sostiene difícilmente, desbordada por los excesos del mundo moderno, que han quitado todo atisbo de romanticismo a la lucha terrorista, porque el terrorismo ha sido deslegitimado por la historia y por la mayoría de las sociedades, por su maldad intrínseca, pero también a causa de sus excesos y sus extraños compañeros de viaje, y las razones de las que se dotan éstos justos resultan excéntricas para comprender a los individuos de esas otras sociedades -o tribus- que aún lo legitiman.
No hay justos.
Porque hoy el terrorismo se ha convertido en un fin en sí mismo, en vez de un medio para llegar a alguna parte, como soñaron equivocadamente los movimientos socialistas y anarquistas del pasado, y los nacionalismos coloniales. Una tiranía, un fanatismo, una mafia.
Los justos está basada en los hechos reales que despertaron a Rusia de su sueño imperial.
Queda de interesante en el papel, el trabajo de Albert Camus sobre el poder de las ideas -y sobre las trampas del lenguaje- en una obra breve, de diálogos precisos e insuficiente dramaturgia.

Calificación: Obsoleta.
Tipo de lector: Aficionados al teatro y a Camus.
Tipo de lectura: Sencilla.
Argumento: Cerrado sobre sí mismo y obsesivo.
Personajes: Firmes en sus certezas y en sus dudas.
¿Dónde puede leerse?: En cualquier lugar es un texto breve.
¿Dónde encontrarlo?: Pídelo en tu librería habitual.


may 31 2011

Venían a buscarlo a él

Artículo escrito por: Augusto Prieto

Berta Vias Mahou pone la base de éste libro en unos hechos reales y jamás resueltos: una novela sin terminar, la biografía inconclusa de un hombre, una situación nunca aclarada, y la herida abierta en una sociedad que sesenta años después continúa supurando.
Hechos todos que nos traen al presente y a lo actual, porque el paralelismo es evidente. Sobre ellos se intenta construir un complot, una trama, la sombra de una conspiración.
Venían a buscarlo a él es una investigación, un homenaje y un tributo a la memoria de Albert Camus.
La personalidad central de la novela es por tanto poderosa, mítica, y quienes lean la novela, tendrán una sensación de luz de gas sobre ésta reconstrucción metaliteraria de la escritora, se sentirán un poco engañados por el truco.
Incluso quienes desconozcan todo sobre ese primer hombre sobre el que se levanta la ficción, irán encaminados hacia el final por el título y por los comentarios de la tapa. El juego estará roto y tampoco van a recibir un relato intenso que palie la revelación.
Porque Venían a buscarlo a él no pasa de ser un juego literario del que se hubiera esperado algo más. Porque se pierde en digresiones superfluas; porque no se atreve a sumergirse por completo en ese mundo literario, que sin embargo lo exige todo de quien osa atravesar el umbral. Como lo exigen sus lectores irredentos. Porque sus cabos sueltos quedan flotando en la superficie.
No deja de ser una novela interesante. Escrita sin extravagancias. Contenida. Con una soberbia construcción de la atmósfera de tiempo y de lugar, bien trabajada. Pero ni siquiera para los iniciados funcionan sus resortes de roman a clef y nos quedamos con la miel en los labios.
No se puede negar valor a la escritora. Sale airosa, pero no es suficiente, porque se ve obligada a concluir la ficción con unas notas que se debían haber incrustado en el texto de otra manera, trabajando sin ambages sobre la construcción literaria.
Venían a buscarlo a él nos deja con la impresión de su capacidad para generar opiniones contrapuestas en los distintos lectores, con seguridad. Y eso es ya decir mucho para una novela.

Calificación: Interesante.
Tipo de lector: Profundamente interesado por la literatura francesa de la postguerra.
Tipo de lectura: Ágil y levemente engañosa.
Argumento: Algo desatado.
Personajes: Bien construidos.
¿Dónde puede leerse?: En Marsella.
¿Dónde encontrarlo?: En tu librería habitual.


abr 24 2011

El malentendido

Artículo escrito por: Augusto Prieto

El malentendido es un libreto de Albert Camus para el teatro, con el esquema clásico de una tragedia.
No es una pieza maestra porque la construcción dramática se queda escasa, y falta intensidad en los recursos actorales, aunque el hecho de que un personaje marginal precipite como el eje sobre el que gira la función –y el mundo- le da al final una vuelta de tuerca reveladora de gran intensidad.
Están ahí todos los grandes temas camusianos: la ausencia de dios, la soledad del ser humano, la añoranza de un lugar en el sur donde el mar y el sol reinan sobre todo, la paralización de los sentimientos que permite continuar viviendo en un mundo hostil, la condena.
Dice uno de los personajes principales: La vida es más cruel que nosotras, y ese nosotras es aquí la literatura y la invención.
Una joven Maria Casares estrenó la obra en el Téâthre des Mathurins, en París, en 1944, mientras las tropas aliadas desembarcaban en Normandía, y se debió de vivir la representación como metáfora y como trasposición.
Albert Camus incluyó esta pieza en lo que llamó ciclo del absurdo junto con El extranjero, Calígula y El mito de Sísifo; en él reflexionaba sobre lo absurdo de la condición humana.

Calificación: Buena.
Tipo de lector: Interesados en el teatro y en Camus.
Tipo de lectura: Cómoda para lo que es un texto teatral.
Argumento: Trágico.
Personajes: Sin describir, no demasiado marcados en su función.
¿Dónde puede leerse?: En cualquier parte.
¿Dónde encontrarlo?: Pídelo en tu librería habitual.


mar 2 2011

Venían a Buscarlo a Él

Artículo escrito por: Daniel Glez. Irala

Novela firmada por Berta Vías Mahou que supone una nueva ficcionalización en torno a la figura de Albert Camus y su repentina muerte en un accidente de automóvil. Trata de contener el pensamiento e ideas del escritor francés, Premio Nobel; su relación con el grupo cuánto menos anarquista, FLN; vehiculando una historia sencilla y, a la vez, fragmentaria en que Jacques, un alter ego sumido en la violencia mental de verse perseguido por sus ideas, colaborador de la resistencia argelina y, a la vez, amante de Camus, trata de luchar con un régimen sesgado por el nacionalismo y que hoy podríamos identificar por su radicalidad con LePen, si bien el izquierdismo no es algo que la autora haya querido especialmente enfatizar. Son múltiples las referencias a El primer hombre, libro de ensayos o novela póstuma de Camus, así como artículos periodísticos publicados bajo el epígrafe de El hombre rebelde.
Existe todo eso y una seria intelectualización del material por el que lo más temido, el horror de la culpabilidad que llevase a Meaursault a cometer su crimen, se acaba plasmando en forma de deja-vú de tal forma que el final es, además de previsible, un horrible instrumento de cómo el pensamiento puede hacer realidad la condena que toda vida supone como tal, desnuda.
Temas camusianos como la necesidad de implicarse en los acontecimientos, el existencialismo que de aquí surge, por el que tanto la pasividad como la actividad están condenadas de antemano, reflexiones sobre la culpabilidad del sujeto antes y después de nacer o por hacerlo en la pobreza o la riqueza, convierten esta novela en una enloquecida búsqueda del ser a través de la violencia y lo oscuro e impenetrable, todo ello a veces desde citas de los libros comentados o bien desde una dicotomía inseparable y juguetona entre realidad y ficción.

Calificación: Algo esclava del material del que parte. Muy bien concebida.
Tipo de lector: Cualquiera, así no se hará líos.
Tipo de lectura: Amena y sencilla.
Argumento: Jacques y su dilema moral, o de un Camus redivivo.
Personajes: Alguno escondido de cierta enjundia entre las amantes y los camaradas del FLN.
¿Dónde leerla?: Cerca de Villeblevin.


oct 18 2010

La Hipótesis Babel

Artículo escrito por: Augusto Prieto

Juan Barja es poeta y editor, director del Círculo de Bellas Artes de Madrid. Julián Jiménez Heffernan, profesor de literatura inglesa, ha publicado ensayos sobre poesía española y textos filosóficos y críticos; leyó su tesis doctoral en la Universidad de Bolonia sobre el concepto de lo infinito en la filosofía renacentista. Son dos fenómenos intelectuales, lo demuestran en esta obra donde se conjuntan sus mentes, en un juego con las palabras y con sus diferentes significados, para construir, con prosa poética, un ensayo sobre las ficciones.
Es un texto arcano para el lector general, que se queda poco más que con la hermosa idea de una especulación filosófica en torno a la Torre de Babel como significado, y como pretexto para investigar en su creación literaria.
La Torre como laberinto intelectual y como construcción de un mito. Como provocadora del continuo ciclo de construcción/destrucción que afecta a la historia y al lenguaje. Una obra intensa y culterana, plagada de referencias a los filósofos y de cultismos. Libro con vocación de oscuridad que nos deja perplejos y que las mentes más avanzadas disfrutaran.
Otros, entre los que me cuento, nos conformamos con la exquisita selección iconográfica de la Torre de Babel, que se relaciona en las páginas, y que es lujo para un libro de tan pequeño formato; y con atisbar la hermosura del mito y de los conceptos.

Es evidente que el telismo del alemán (habla de Hegel) y su herencia gadameriana (la Wirkungsgeschichte) no toleran la discontinuidad incontemporánea, reiterada, antihistórica de una torre/edificio/bomba que incesantemente cae: ¿cuál es la pregunta a tan grave respuesta?
La ciudad como espacio imaginario. Babel y Troya como lugares no reales, creados por la literatura. El nacimiento y la dispersión del lenguaje. Un texto producto de unas mentes muy complejas, destinado sin duda a una grave minoría capaz de deshacer los lazos de su intertextualidad.

Pero la función de la narrativa conspirada es advertirnos precisamente de lo contrario, de que esa figura humana está hecha de ligaduras, de redes, de nervios, tendones: entramados de contingencia que se anudan en el pacto social: en el infierno del reconocimiento: en la peste (Camus) o cuarentena (Le Clézio) de la existencia: dimanche de la vie: dominical (purgatorial) ontología de la facticidad.
Solo podemos añadir que el texto, convenientemente revisado, es el de una conferencia pronunciada en el Círculo de Bellas Artes en 2002 y que ambos coautores se sientan en el consejo editor de estas “Voces” de Abada Editores.

Calificación: Extremadamente oscuro.
Tipo de lector: Con gran preparación en razonamiento filosófico y semiótico.
Tipo de lectura: Muy difícil.
Argumento: Las hipótesis que continúan al mito del génesis son quizás las partes más abordables del texto.
¿Dónde puede leerse?: En la pecera del Círculo de Bellas Artes, por poner un ejemplo.
¿Dónde encontrarlo?: En la librería Antonio Machado junto al mencionado Círculo, www.machadolibros.com


abr 29 2010

El Primer Hombre

Artículo escrito por: Augusto Prieto

El Primer Hombre es una novela de carácter biográfico que Albert Camus dejó sin finalizar aunque lo suficientemente desarrollada y compuesta para que esta fragmentación no incomode la lectura. Es más, aquellas personas con inquietud por la literatura, sus mecanismos, hallarán aquí un valioso testimonio de cómo se trabaja un texto largo.

La historia es hermosa y desgarradora, habla de la crueldad de la miseria, la que sufrió de niño en su Argelia natal pero también de la inocencia de la niñez. Es una búsqueda de un padre muerto que es el origen, el primer hombre, como también lo fueron los precursores que abandonaron Francia para colonizar una tierra hostil e ingrata. La novela es imprescindible para entender el terrible desastre nacional que supuso la presencia francesa en el norte de África. También inmigrantes españoles dejaron allí su sangre huyendo de la pobreza.

La incomunicación con la madre que está presente en toda la obra y el pensamiento del escritor se retrata perfectamente.

Como es lógico la novela tiene numerosas notas y acotaciones a pié de página y viene editada con dos cartas y notas sueltas sobre la composición y el desarrollo de la novela.

Nada se puede decir de Albert Camus más que escribió obras de teatro y tres novelas que marcan profundamente el pensamiento del siglo XX y que por el conjunto de esta obra recibió en 1957 el premio Nobel de Literatura. Moriría prematuramente dos años después.

Calificación: Buena

Tipo de lector: Cualquiera

Tipo de lectura: Sencilla

Argumento: Fácil de seguir.

Personajes: Bien dibujados.

¿Dónde puede leerse?: En cualquier sitio.

¿Dónde encontrarlo?: labuenavidaweb.wordpress.com


Michel PetruccianiShe Did It Again


abr 22 2010

Ampliación del Campo de Batalla

Artículo escrito por: Daniel Glez. Irala

Interesante novela de uno de los más populares escritores franceses, Michel Hollbecq. Se trata del retrato de un ingeniero informático que trabaja en un proyecto para el Ministerio de Agricultura; en principio, el tipo, que además es narrador, nos cuenta desde una visión del mundo particularmente asqueada, la rutina de un hombre de éxito en todo lo referente a lo laboral, que debido a un fracaso sentimental, acaba preso de una ataraxia que lo condena. Con referencias a “El extranjero” de Camus, pero sumando al sentido filosófico del texto, un aura contra el capitalismo por el que el descontento, el dolor y el sufrimiento se apoderan del ser humano sin darse cuenta, y donde la realidad es fuente de delirio, la obra está muy bien llevada y traída, gracias a una serie de personajes que nos hacen testigo del carácter excéntrico de Raphael, un tipo que más que saber lo que quiere en la vida, opta por empezar desechando lo que no le gusta y acaba clasificado en los archivos vitales de su empresa como un insatisfecho más, que a su vez opta por hacerse incurable. Creo que fue Francis Bacon quién dijo que se puede pasar de ser joven a viejo en menos de un día, si no se ha perdido suficientemente el tiempo, y eso es lo que le ocurre a Raphael, protagonista de Ampliación del Campo de Batalla que, agotado por tratar de encontrar el amor en estado puro, y sin conseguir la hazaña que le hará poderoso ante la grisura cotidiana, se hunde en un abismo creado a su medida.

Calificación: Buena.
Tipo de lector: Analítico, que se identifique con la diferencia sustancial entre psicoanálisis y psiquiatría y a la vez, algo radical en su modo de ver la vida
Tipo de lectura: Amena, para aficionados a descripciones y acciones que tienen que ver con el cotidiano delirante.
Engancha desde el principio
No le sobran páginas
Argumento: la fragilidad y el sinsentido de lo que hoy significa fracaso o éxito.
Personajes: Bien dibujados, en especial el protagonista.
¿Dónde puede leerse? En la playa, lejos de una oficina, para adquirir cierto distanciamiento.