jun 5 2013

Bearn o la sala de las muñecas

Artículo escrito por: Augusto Prieto

Es un lugar común comparar esta novela con El gatopardo, de Lampedusa. Las dos hablan de la decadencia de una antigua estirpe deslumbrada por las luces de una nueva sociedad que emerge para enterrarla en el olvido.
Bearn es un señorío de Mallorca anclado en la tradición de lo rural, al horizonte está el París del Segundo Imperio, lugar de perdición y de brillos mundanos. Son los escenarios en los que sucede la narración.
El escritor mallorquín Llorenç Villalonga elige para contar la historia al capellán de la casa, Joan Mayol, un personaje implicado y recalcitrante, que se opone en las ideas al señor de Bearn, visionario librepensador. Representan el pasado y el futuro, nacieron con cierta falta de frescura y nos parecen impostados, pero esto no le quita mérito a la novela, escrita con elegancia, sostenida por una trama interesante y una arquitectura ingeniosa.
La sala de las muñecas encierra uno de esos secretos de las viejas familias.
Y además de una gran historia de amor -y de otra de perdición y desenfreno- nos quedamos con el retrato de ese pueblo de Bearn refugiado en la religión y la costumbre, en la evolución leve pero rica en matices del personaje de doña Maria Antonia, en la sentencia de un mundo que declina pero cuyo espíritu quedará ahí formando parte de nuestro alma colectivo. Porque Villalonga lo preservó para nosotros.
Sobre las líneas de la novela parece resonar todo el tiempo la brise légère del Fausto de Gounod que nos explica el significado de todo y que pone marco histórico a la narración.
Como ocurrió con El gatopardo, Bearn no fue bien valorada en el momento de su publicación, 1956. Formalmente parecía una novela antigua, convencional, y eso encubrió la riqueza de su mundo interior y empañó la brillantez de una escritura que se lee sin reparar en su molde, como ocurre con las buenas novelas.
Con más o menos polémica en torno a la lengua de redacción del primer manuscrito, Bearn o la sala de las muñecas es reivindicada hoy con fuerza para la literatura en catalán.

Calificación: Espléndida.
Tipo de lector: Cualquiera.
Tipo de lectura: Muy entretenida.
Argumento: Ingenioso.
Personajes: Divertidos.
¿Dónde puede leerse?: En Mallorca, en el campo.
¿Dónde encontrarlo?: Pídelo en tu librería habitual.