El edificio Yacobián

Artículo escrito por: Augusto Prieto

El edificio Yacobián fue mandado construir en 1937 por el hombre de negocios armenio Hagop Yacoubian en el número 34 de la calle Suleimán Pachá (hoy Talaat Harb) de El Cairo. Simboliza la época dorada de la ciudad, opulenta y occidentalizada; y también su decadencia.
Pasado y presente.
El escritor Alaa Al Aswany tuvo allí su consulta de odontología y en él se inspiró para componer un retrato y una metáfora de la sociedad egipcia.
El edificio Yacobián, es una novela envolvente como las Mil y una noches, porque continúa esa antigua tradición de contar, una verdadera pasión árabe, y con ella se adentra en todos los registros para relatar las vidas de los moradores del edificio: tierno, pícaro, desencantado o esperanzado, crítico y social. (¿No hay acaso una velada crítica a la religión en esas citas coránicas, en esas advocaciones?)
Al Aswany no utiliza artificio alguno, se limita a poner ante los ojos del lector los hechos, las vidas, para que piense -si quiere hacerlo- y juzgue por sí mismo. Siempre se ha considerado al escritor un heredero de Naguib Mahfuz, lo es por la estructura de la novela pero también por una serie de temas inevitables, como lo son en la sociedad egipcia: el hambre, la pobreza, la corrupción, la avaricia; causas todas ellas de la injusticia social, consecuencia del abuso de los poderosos sobre los débiles, del varón sobre la mujer, de los corrompidos sobre los desvalidos; abuso basado en el poder económico, en la religión, en la connivencia entre los gobernantes y los mafiosos, en el clientelismo.
Y la injusticia humilla a un hombre ante otro.
En ese sentido hay algo que acerca esta novela a cierta literatura española de la postguerra: a Buero, o al Cela de La Colmena.
Zaki Bey el Desouki es un anciano aristócrata rijoso que revive en sus encuentros sexuales; Hatem Rachid, un exitoso periodista homosexual; el joven Taha Shazli sueña con ser policía y casarse con su novia, Busayna Sayed, la realidad malversará ese sueño; Hagg Mohamed Ezzam, hombre temeroso de dios, es rico. Todos ellos, más los personajes que los acompañan se verán sacudidos por la vida.
En una ciudad sorprendente y cosmopolita, cimentada en la tradición y la modernidad, populosa e indescifrable para los turistas: El Cairo.
En la novela, líder de ventas en todo el mundo árabe, se basa el guión de la película del mismo nombre, dirigida por Marwan Hahmed en 2006.

Calificación: Excelente.
Tipo de lector: Cualquiera.
Tipo de lectura: Amable.
Argumento: Variado.
Personajes: Sensibles.
¿Dónde puede leerse?: En El Cairo, Cafe Riche.
¿Dónde encontrarlo?: Pídelo en tu librería habitual, por ejemplo en www.libreriamendez.net


Comentarios cerrados.