Contrato con Dios y otras historias de Nueva York

Artículo escrito por: Gabriel Ramírez Lozano

Will Eisner es uno de los grandes autores de cómic norteamericanos. Es posible que la evolución narrativa de este género tenga que ver mucho con su trabajo.
Contrato con Dios y otras historias de Nueva York integra cuatro historietas gráficas que hablan de la mezquindad, de la violencia, del sexo como herramienta social y casi destructora si los protagonistas son individuos perdidos en la inmensidad de un entorno hostil. El libro explora -este es el hilo conductor- la zona menos amable de una sociedad que discrimina a un gran número de personas que quieren, a toda costa, traspasar la línea que separa el bienestar de la pobreza convertida en una espiral infinita.
El silencio de un Dios injusto; la pérdida definitiva de las personas; la soledad demoledora; y la búsqueda de salidas que las personas encuentran a costa de renunciar a sí mismas; son los asuntos que se tratan en Contrato con Dios, El cantante callejero, El súper y Cookalein.
Realismo en el trazo y economía en los textos. Una caricatura social hiriente y estructurada para generar la reflexión del lector.
El que escribe leyó este cómic, por primera vez, siendo un adolescente. Y el impacto que causó fue demoledor. La mezcla de sexo cercano a lo salvaje, la visión de la ruina matrimonial unida a la desquiciante pobreza, la pérdida de la inocencia por parte de algunos personajes; fue, algo así, como recibir una descarga eléctrica que activó otras formas de entender. A pesar de los años que han pasado, volver a abrir el volumen, sigue siendo inquietante.
Un cómic que los aficionados no pueden dejar de leer. Un cómic que puede abrir las puertas de este género a los que van llegando. Un clásico imprescindible.

Calificación: Excelente.
Tipo de lectura: Aparentemente sencilla aunque conviene saber que debajo queda lo importante.
Tipo de lector: Cualquiera dispuesto a entrar en la zona amarga.
Argumento: El hombre bajo el peso del entorno y de sí mismo.
¿Dónde puede  leerse?: En el Bronx. Si le pilla a usted lejos puede visitar la periferia de su ciudad.
¿Dónde puede comprarse?: En su librería habitual.


Comentarios cerrados.