jun 6 2011

Los hermosos vencidos

Artículo escrito por: Carmen Neke


Leonard Cohen en 1992, en una entrevista con Alberto Manzano para Diario 16:
A.M. – Tu último libro apareció en 1984 con el título de Libros de la misericordia, que es un libro de salmos, y tu última novela data de 1966, Los hermosos vencidos. Se podria decir que la literatura ha sido arrinconda por el cultivo de las formas musicales en los últimos tiempos.
L.C. – Los hermosos vencidos fue mi segunda novela y tuvo críticas gloriosas. Gloriosas. Pero sólo se vendieron tres mil copias. Fue entonces cuando decidí que debía examinar mi situación un poco más de cerca. Comprendí que no podía ganarme la vida como novelista. Reflexionando sobre ello ahora, creo que he ido de bajada desde entonces. Aquello fue mi cima.

(gracias a elizq por la cita, por la lectura conjunta y sobre todo por el libro)

Los hermosos vencidos de Leonard Cohen es una novela narrada en primera persona por un erudito especializado en una tribu indígena canadiense casi extinguida. Aunque poca narración y poca historia hay en realidad: las reflexiones y los recuerdos del narrador se van encadenando y entrecruzando con las imágenes de la indígena santa Catherine Tekakwitha y de su ex-mujer suicida, y con el recuerdo de su mejor amigo F., que falleció loco unos años atrás y que fue quien le enseñó el lado salvaje de la existencia. El estilo narrativo es cautivador, la prosa de Cohen es tan hipnótica y obsesionante como sus canciones. Ell narrador se ha quedado solo con sus muertos, y da la impresión de que intenta comunicarse más con ellos ahora que no están, de lo que lo hizo en vida. De ahí también su desesperación, su mujer y su amigo han tenido que morir para darse cuenta de lo que significaban para él estas dos personas.

¿Qué saqué en claro de todo el libro? Más bien poco, sobre todo impresiones de contrarios que se buscan y se repelen al mismo tiempo, y que son los contrarios que conforman el pasado y el presente de la sociedad canadiense: los indios y los jesuítas, los anglófonos y los francófonos, la amistad y la traición, el sexo y el misticismo. Y todos estos elementos solamente podrán llegar a unirse y a confluir en la parte más estrecha del reloj de arena, cuando tengan que pasar todos juntos por allí.

Aunque también es posible que el libro hable de algo totalmente distinto. En su poemario El libro del anhelo Leonard Cohen escribe lo siguiente sobre Los hermosos vencidos (la traducción es mía):

Los hermosos vencidos fue escrito al aire libre, en una mesa puesta entre las piedras, las malas hierbas y las margaritas, en la parte de atrás de mi casa de Hidra, una isla del mar Egeo. Viví allí hace muchos años. Fue un verano extremadamente caluroso. Nunca me cubrí la cabeza. Lo que tienes en tus manos es más una insolación que un libro.

Calificación: Una rareza genial.
Tipo de lector: Que sepa inglés o consiga hacerse con un ejemplar de segunda mano de esta obra, la edición en español está agotada.
Tipo de lectura: Difícil y exigente, divertidísima por momentos y en otros muy conmovedora.
Engancha desde la primera línea.
No le sobra ni una página o le sobran todas, depende de la opinión.
Argumento: El narrador, sus fantasmas, su pasado, y la carta póstuma de su mejor amigo.
¿Dónde puede leerse? Sentado a pleno sol en una isla griega. Preferentemente sin cubrirse la cabeza.


jun 6 2011

Maus

Artículo escrito por: Daniel Glez. Irala

Premio Pulitzer en la modalidad de cómic, ensalzado por el mismísimo Umberto Eco, supone una profunda reflexión enciernes no sólo sobre las consecuencias del Holocausto nazi durante tres generaciones de habitantes judíos polacos en Alemania, sino del imperialismo que les atenaza desde otros países, a partir de que Hitler perdiera la 2ª Guerra Mundial. En este sentido, es interesante observar cómo el resentimiento y, a la vez, el recato por no hablar más de la cuenta, hacen mella en el modo de expresarse de los personajes.
Artie, un dibujante de cómics, tiene una historia que contar, historia que le cuenta su padre de forma desordenada pero cabal y que empieza con un personaje que no es él mismo que sufre el suicidio de su madre y la consecuente tristeza y abatimiento de su padre. La familia es judía y conscientes de que muchos de su condición se han largado a hacer una vida mejor a EE.UU.; por ello, Maus es el nombre de la historia, un ajuste de cuentas con el ratón de los dibujos animados de Walt Disney, hito que supuso la inserción judía en Hollywood, que a la vez nos hace ver a los personajes como ratas; toda la candidez e inocencia infantil de quién se hizo famoso a costa de abandonar a un pueblo oprimido en pos del progreso, se convierte aquí en algo cínico y duro, en tanto muestra la realidad de los sumisos o los que perdieron.
Pero por encima de todo, Maus reflexiona sobre un tema tabú para muchos, la libertad de expresión.

Calificación: Espléndida.
Tipo de lector: Dispuesto a reconstruirse a través de un libro.
Tipo de lectura: Amena, pero dificultosa a la hora de entender a un padre que apenas sabe conjugar verbos.
Argumento: El éxito y el fracaso, la libertad y el servilismo.
Personajes: Tratados de manera extraordinaria.
¿Dónde leerlo?: En cualquier gasolinera, por la parte de atrás, mientras fumamos.


jun 3 2011

Madame Bovary

Artículo escrito por: Daniel Glez. Irala

De las tres novelas del XIX que tratan sobre el tema del adulterio en la mujer, quizás sea ésta la más moderna, no sólo porque está escrita en Francia, donde la burguesía cuaja de forma más progresista en las mentalidades inconformistas tras la Revolución Industrial. Esto se debe al perfeccionismo enfermizo de un autor descontento y pesimista, lucidísimo. Se ha escrito mucho sobre Emma Bovary y son muchos los autores que excusándose o plagiando la omnisciencia del XIX, a veces con fines bastardos, han convertido esta novela en un adalid o bandera.
A la hora de analizar el personaje de Emma (c’est moi, que diría su autor) nos encontramos con el germen del Quijote, una mujer desgraciada que lee novelas románticas y vidas de santos, que bebe vinagre a palo seco con el único objetivo de sufrir, una adolescente inmadura que se odia a sí misma por ser como es, al estar atrapada en su propia individualidad, inscrita en un entorno claustrofóbicamente provinciano que no la define, pero sí determina.
No reconocer los valores que tiene sería nefasto intelectualmente, sin embargo, ¿qué ofrece de nuevo al lector de hoy? Probablemente la respuesta esté en quién sea capaz de percibir cómo hay más de 160 cambios de narrador, que no de punto de vista y, a la vez, cómo su lectura identifica el relato con una labor titánica, especial, desbordante y a veces antipática, más que en Anna Karenina o La Regenta.
Se suele olvidar a la hora de entender el sentido del humor de Gustave Flaubert el libro El loro de Flaubert de Julian Barnes,  que ofrece sustanciosas claves y merece la pena.

Calificación: Esplendida, hasta la extenuación.
Tipo de lector: Dispuesto a disfrutar de un personaje que se eleva.
Tipo de lectura: Sencilla, entretenida.
Argumento: Emma y sus vaivenes.
Personajes: Además, Charles y Sancho Panza tienen amplias similitudes.
¿Dónde leerlo? En un lugar de la Mancha…


jun 1 2011

Hicksville

Artículo escrito por: Gabriel Ramírez Lozano

Imprescindible. El tebeo de Dylan Horrocks es una joya del género. Divertido, profundo y ácido, se presenta como un homenaje al cómic, a sus autores y a la forma de vida que representa (para bien o para mal) eso de contar historias utilizando todo nuestro vocabulario (dibujo y palabra).
En un blanco y negro demoledor (esto es posible que haga dudar al posible lector) cuenta la historia de un crítico de tebeos, de un escritor de cómics pequeños y muy personales, de un famoso autor, de un faro extraño que contiene un secreto, de amores, de lo cotidiano. Las piezas que van apareciendo, poco a poco, encajan sin forzar la maquinaria narrativa, con precisión. Los gráficos se van acomodando a lo que se cuenta en cada momento convirtiendo el libro en un conjunto magnífico de registros.
No es extraño que este tebeo sea uno de los más vendidos en el mundo o que esté traducido a diferentes idiomas. No es extraño que se convirtiera en un tebeo de culto con rapidez. No es extraño que los aficionados a la novela gráfica lo recomienden siempre que pueden. Como yo hago desde aquí.

Calificación: Extraordinario e imprescindible.
Tipo de lectura: No es fácil hasta que el lector entiende lo que el autor trata de hacer. Pero muy, muy apasionante.
Tipo de lector: No estaría mal leer algo más sencillo antes.
No sobra una sola viñeta. Engancha desde la introducción (maravillosa) del autor.
Personajes: Dibujados con perfección. En todos los sentidos.
Argumento: Lo que pasa alrededor de un pueblo en el que todos quisiéramos vivir.
¿Dónde puede leerse?: Al borde del mar. Viendo un faro lejano.
¿Dónde puede comprarse?: No hay problemas para adquirir ejemplares.