jul 21 2010

El otro mundo

Artículo escrito por: Daniel Glez. Irala

Segunda novela del escritor asturiano Hilario J. Rodríguez, editada por Ediciones del Viento, que narra, en clave semibiográfica, su periplo personal por Nueva York con Eva y con su hijo Claudio, aburridos de todo. Deciden cambiar de aires y pasar de vivir en un pueblo español de escasa población a hacerlo en Brooklyn. Hilario Jesús es todo un personaje en la novela, además de ser narrador, es capaz de tener dos amigos con su nombre compuesto viviendo cerca y tiene como principal afán superarse a sí mismo escribiendo su segunda novela, pero la realidad, lejos de llevarle a escribir sobre cualquier experiencia vicaria que le enriquezca, nubla toda ficción.

Tiene el texto dos elementos que llaman la atención. Uno es el del personaje negro sudanés, meramente referencial a su padre que como él, emigró de joven, pero a África; la otra es la constante de los textos de Sebald, a quién considera escritor a imitar que, al igual que Nabokov, era un expatriado. Y es que de eso trata, si no la novela, sí la vida de su protagonista y la pareja Eva; del constante cambio de domicilio, de la mudanza como viaje continuo hacia la muerte; esto además hace que se pierdan los motivos y se esté siempre con la sensación de pérdida, sobre todo, de amigos. El personaje no se encuentra a sí mismo, por verse aterrorizado por un pasado que, al no estar presente, se pierde y es, por ello, irreconciliable.

La relación con Eva es, desde el principio, poco cordial; ambos se quieren más por rutina que por otra circunstancia, de hecho antes de irse a vivir juntos y cuando eran adolescentes, ambos tenían parejas distintas, cosa por otro lado normal si no es porque para ambos constituye una obsesión.

Calificación: Existencialista y a la vez esperanzadora.

Tipo de lector: Aficionado a la literatura norteamericana y a esos autores que sin ser perfectos, buscan o afanan una constante reescritura.

Tipo de lectura: Amable.

Argumento: Vida de un escritor que no escribe, lo que además de metaliterario, supone no ser demasiado autocomplaciente.

Personajes: Bien definidos y trabajados, esperamos otra aventura con el negro sudanés, un secundario de lujo.

¿Dónde puede leerse? Lejos de Nueva York, pero con su recuerdo cerca.


jul 21 2010

El anorak de Picasso

Artículo escrito por: Carmen Neke

En las reseñas del libro, leo que El anorak de Picasso es la reedición de una serie de relatos publicados con anterioridad por José Antonio Garriga Vela. Que es su libro más intimista. Que habla en él de su vida y de su obra. Y todo esto es sin duda alguna cierto, pero también es cierto que este libro es mucho más que todo eso.

Todo escritor que se precie, nacional o extranjero, acabará escribiendo su libro metaliterario en el que hablará de su vida y de su obra, mezclando realidad y ficción y jugando con sus lectores a que adivinen (o no) qué partes de su biografía se ha inventado, y qué partes de su ficción se corresponden con su biografía. Hablo de títulos como Dafne y ensueño de Torrente Ballester, La loca de la casa de Rosa Montero o Maps & Legends de Michael Chabon, por citar las tres últimas obras de este estilo que me he leído. Lo que diferencia a El anorak de Picasso de estas otras obras es la profunda humanidad que se desprende de sus páginas, las confesiones personalísimas de un escritor enamorado de su trabajo y de sus dos ciudades y que busca su inspiración en el mundo cotidiano que lo rodea. Un escritor que se sitúa para crear su obra en un plano espacio-temporal intermedio entre la realidad y la ficción desde donde todo pudo ser posible y quién sabe si realmente no lo fue.

Lejos de amaneramientos de estilo, sin intelectualismos para minorías y libre de todo moderno desapego, este es un libro tan auténtico que te reconcilia con la literatura y con la vida a partes iguales. Cómprenlo, léanselo y disfruten, que son dos días.

Calificación: Precioso.

Tipo de lector: Al que le guste conocer los entresijos creativos de un escritor.

Tipo de lectura: Accesible y amena, se lee de un tirón y deja un regusto muy agradable.

Argumento: Realidad y ficción en los libros y en la vida.

Personajes: El autor, su familia, sus amigos, todo quien se cruce por su camino.

¿Dónde puede leerse? En el autobús, en homenaje al medio de transporte que le solucionó al autor una novela.