La Noche Quedó Atrás

Artículo escrito por: Gabriel Ramírez Lozano

En 1941 se publica, por primera vez, la novela firmada por Jan Valtin (pseudónimo de Richard Krebs). Éxito absoluto. ¿Por qué una novela que ventila asuntos políticos arrasa en ventas desde el principio? ¿Cuál es el secreto? La noche quedó atrás no es una novela que tenga la estructura de un best seller, ni la vocación del autor es la misma que la de Kent Follett (por poner un ejemplo), pero los ingredientes que aparecen desde el principio sí son los mismos que utilizaría Follett para narrar una de sus historietas. Intrigas políticas, muertes, amores intensos, traiciones, una pizca de sexo, heroes, heroinas y villanos. La gran diferencia entre Follet y Valtin es que el primero inventa historias y el segundo convierte la historia en una novela. Del todo apasionante.

Un autor que movido por unos ideales profundos llegó a ser un hombre importante dentro del partido comunista y un hombre que arrestado por la Gestapo deja de tener ideales para sobrevivir, ya me parece de lo más interesante. Y si encima tiene el cuajo de contarlo para ganar un dineral con ello le convierte en un héroe. Regatear a Hitler, a Stalin y a millones de lectores que quieren saber es todo un derroche de ingenio, de experiencias y de caradura.

La novela se lee con cierta rapidez a pesar de ser larga. La historia es trepidante, está llena de anécdotas curiosas y mantiene una tensión narrativa muy solvente. Es más una crónica del mundo que una novela, pero sirve para pasar un buen rato con ella en las manos.

Calificación: Buena.

Tipo de lector: Cualquiera. Conviene que tenga un mínimo interés por conocer el momento histórico en el se desarrolla la trama puesto que es vital en la narración.

Tipo de lectura: Sencilla, aunque la cantidad de nombres y lugares hace necesario tener un papel a mano para tomar notas y no perderse en el camino.

No sobran páginas.

Argumento: Veinte años de la historia universal.

Personajes: Demasiados como para conseguir algo importante. Es lo más deslavazado de la novela.

¿Dónde puede leerse?: En cualquier sitio.


Lee Morgan – The Sidewinder


Comentarios cerrados.