Flores para Algernon

Artículo escrito por: Gabriel Ramírez Lozano

Imagine por un momento. Es usted un científico capaz de hacer que una persona con deficiencias mentales desarrolle su coeficiente intelectual hasta niveles que le conviertan en superdotado. Ha experimentado con un ratón y parece que es posible conseguir algo así. ¿Lo haría? Y ahora piense un momento sobre lo que va a leer. Un muchacho deficiente mental es feliz. Si se ríen de él no percibe esa crueldad como tal, los problemas apenas existen en su realidad. ¿No somos nosotros los que vemos problemas que para él no existen, somos capaces de ponernos en el lugar del otro con cierta objetividad? ¿Hay razones para desear que una mente se desarrolle y acerque consciente de aquello que entendemos es lo normal?

Bueno, pues estas son algunas de las preguntas que fui anotando en los márgenes de la novela de Daniel Keyes. Flores para Algernon me cautivó desde el principio y me hizo reflexionar sobre estas y otras muchas cuestiones que siempre había eludido por comodidad. En la contraportada de la edición que manejo dice que es una novela realista con toques de ciencia ficción. Creo yo que la novela en sí es pura ciencia ficción con toques realistas. Lo que ocurre es que (la ficción, en general, y la ciencia ficción, en particular, es así) desde ese género se intenta explicar el mundo real, el actual.

No voy a desvelar ni una pizca de la trama porque creo que nadie me lo perdonaría, pero les aseguro que disfrutarán de una lectura inolvidable.

Calificación: Muy bueno.

Tipo de lector: Los que quieran descubrir el género y los problemas éticos y morales que arrastran los avances científicos.

Tipo de lectura: Relativamente fácil, aunque bien leída, la novela requiere de cierta tranquilidad.

Argumento: Inquietante, excitante y muy original.

Personajes: Muy bien perfilados.

¿Dónde puede leerse?: Donde pueda anotar las preguntas que llegarán quiera o no quiera..


gabrielle dreams


Comentarios cerrados.